Todo lo que sube a Dios en forma de oración baja nosotros en forma de bendición

Buenos días a todos ¿Cuántos están dispuestos a darle gracias a Dios por este maravilloso día? Respondan con un Amén, porque Dios jamás nos deja solos y cuando oramos Él nos escucha.

Es un nuevo día y Dios siempre nos da de su amor y su misericordia ¡Gracias Dios! Por ser bueno y bendecirme una vez más, no pararé de orar. Dios les bendiga.

Comparte si te ha Gustado: